Cómo medir la velocidad de tu conexión a internet

Internet ha evolucionado mucho en estos últimos años y lógicamente, también ha mejorado la velocidad que utilizamos para navegar por la red. ¿Quieres saber cómo medir la velocidad de tu conexión a internet?

Normalmente conocemos la velocidad de conexión que tenemos contratada con nuestra operadora, pero puede que a veces tengamos dudas de si nos está llegando toda la velocidad que debería.

Para descubrir cuál es el rendimiento de tu conexión a Internet puedes utilizar un medidor de velocidad.

Medir la velocidad de la conexión a Internet

Es algo que deberíamos realizar, ya que, muchos operadores suelen proveer velocidades inferiores a las que promete el servicio contratado.

Hoy  voy a contarte cómo medir la velocidad de tu conexión a Internet, tanto en tu ordenador de sobremesa o portátil como en tu dispositivo móvil.

Con un sencillo test podrás saber cuál es la velocidad de bajada y subida de tu conexión, la latencia y la estabilidad  de la conexión.

velocidad de conexiónConsejos para obtener resultados más precisos

Para medir la velocidad de tu Internet te recomiendo seguir los siguientes consejos antes de realizar la prueba:

Conecta tu ordenador al router con cable: el resultado del test de velocidad con wifi será una conexión más lenta de lo contratado. Esto puede deberse, por ejemplo, a tener una señal WiFi débil o a interferencias en la conexión. Para evitar estos problemas, debes conectar tu ordenador directamente al router mediante un cable de red Ethernet/LAN.

Si no puedes conectar tu ordenador mediante cable, acércalo al router tanto como sea posible. De este modo, no se perderá tanto la señal.

Un solo uso de Internet. Debes comprobar que nadie más esté usando Internet mientras realizas el test de velocidad.

Cierra todos los programas en tu ordenador.

También cierra todas las pestañas de tu navegador (excepto la del test, claro), porque pueden estar consumiendo algunos megas sin darte cuenta. Cierra también otros programas que puedan consumir Internet en segundo plano (como Spotify, antivirus, actualizaciones de programas, etc.).

En cuanto a la velocidad de Internet en el móvil dependerá de la cobertura que tengas en ese momento y del tipo de red.

Qué es la velocidad de subida y de descarga

La forma de medir la velocidad de una conexión a Internet es en Megabytes por segundo (Mbps).

Velocidad de descarga

La velocidad de descarga o bajada de una conexión a Internet, define la velocidad con la que se transfieren datos desde Internet a nuestro ordenador, móvil o tablet. Es decir, es la velocidad con la que navegamos por Internet, descargamos un archivo o simplemente vemos un vídeo.

Velocidad de subida

La velocidad de subida de una conexión a Internet, nos dice cual es la velocidad con la que transferimos datos desde nuestro ordenador a Internet. Por ejemplo, cuando subimos fotos a una red social o un vídeo a Youtube lo haremos más rápido o más lento dependiendo de la velocidad de subida que tengamos contratada.

Herramientas gratuitas para medir la velocidad de tu conexión a Internet

En Internet hay muchas páginas especializadas para medir la velocidad de tu conexión.

A continuación, te indico unas webs que son unas herramientas más utilizadas, y por lo tanto, más fiables.

Testdevelocidad.es

Speedtest.net

 Fast

La mayoría de los operadores de Internet tienen su propia herramienta para medir la velocidad de una conexión, como:

➡ Movistar

➡ Vodafone

Aún así, lo mejor es utilizar una herramienta neutral, ya que los datos suelen ser más fiables y cercanos a la realidad.

herramientas velocidad conexion internetResultados del test de velocidad

Si has hecho el test, lo normal es que te llegue una velocidad aproximada al 80% de la conexión que tengas contratada (dependiendo de la tecnología que tengas). Si no es así, reclama a tu proveedor de Internet y si el problema persiste, contrata con otra compañía.

Los motivos por los que no llega una buena velocidad

la distancia que tengas desde tu casa hasta la central telefónica que te suministra el servicio, el estado de la instalación que lleva Internet a tu vivienda y saturaciones de la red, sobre todo en grandes compañías.

Test de velocidad de ADSL: si tienes una conexión de ADSL, es completamente normal recibir una velocidad algo inferior a la contratada. Si, por ejemplo, tu ADSL cuenta con una velocidad de hasta 20 Mb, el resultado del test podrían ser 15 Mb, 10 Mb o incluso menos.

En este caso, la velocidad real varía en función de la distancia entre tu casa y la central que distribuye la señal. En ADSL lo importante es sobre todo que la velocidad sea suficiente para el consumo que vas a realizar, ya que recibir lo contratado es casi imposible.

Test de velocidad de fibra: si en cambio tu conexión es de fibra óptica, la velocidad del test debería ser parecida a la contratada. Esta es la principal ventaja de estas conexiones, ya que las velocidades anunciadas son «reales».

Test de velocidad a través de WiFi: si realizas el test de velocidad mediante WiFi en lugar de conectando el PC mediante el cable de red, ten en cuenta que la velocidad que midas puede ser inferior a la que tu operador te está ofreciendo realmente con tu conexión de ADSL, fibra u otra tecnología (satélite o 4G).

A los que corren en un laberinto, su misma velocidad los confunde. (Séneca)

Si te ha resultado útil, ya sabes compártelo en tus redes sociales. Gracias 🙂

 

Deja un comentario